Desde la Asociación Española de la Economía Digital (Adigital) y Sharing España rechazamos el borrador del Plan Especial de Implantación del Uso del Hospedaje (PEH) presentado por el Ayuntamiento de Madrid el pasado martes que pretende interpretar y aplicar el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU).

Las medidas planteadas por el Ayuntamiento van en contra de la naturaleza residencial de la vivienda vacacional y condenarán a la ilegalidad a la práctica totalidad de la oferta. Medidas de imposible cumplimiento (como que las viviendas tengan acceso independiente sin que afecte a las zonas comunes de la finca) que dejarán en la más absoluta indefensión a cientos de familias que tienen en el alquiler vacacional su modo de vida y generarán una enorme incertidumbre e inseguridad jurídica que perjudicará a inversiones pasadas, presentes y futuras. Es una medida injustificada y desproporcionada que empobrecerá al turismo y a la economía de la ciudad, restringirá la oferta y la competencia, así como la capacidad de elección de los consumidores en beneficio único de los alojamientos turísticos tradicionales.

Además, el actual borrador del PEH no servirá para preservar el uso residencial en la ciudad de Madrid, ni la expulsión de uso residencial de carácter permanente, ya que el papel del alquiler vacacional en Madrid es anecdótico: como demuestran los datos que maneja el propio Ayuntamiento, y que cifran su peso en el 0,54% respecto a la población flotante de la ciudad, mientras que fijan en el 3% el del sector hotelero. Es más, el peso del sector hotelero sobre la población flotante en el centro ascendería al 27%, frente al solo 6% de las viviendas de uso turístico. Se trata, pues, de un ataque frontal a un sector en crecimiento que sin embargo solo supone un 0,71% del parque residencial de la ciudad según datos presentados por FEVITUR y la  consultora InAtlas en 2018. Por tanto, la prohibición de esta actividad no tendrá efecto sobre la escalada de precios del alquiler residencial.

Por eso, desde Adigital y Sharing España hacemos un llamamiento a la cordura institucional para hallar de forma conjunta soluciones que aseguren un turismo responsable y sostenible en la ciudad de Madrid. Así mismo, advertimos de que el desarrollo y la integración del alquiler vacacional en Madrid debe hallarse contando con los representantes del sector y el PEH, presentado por el Ayuntamiento, no representa en absoluto la realidad del alquiler vacacional. Entre tanto, la asociación presentará las alegaciones oportunas para demostrar el impacto económico y social negativo que tendrá el PEH en su estado actual.